miércoles, 27 de abril de 2011

Iutepal extencion Maracaibo


Carrera producción industrial

















Trabajo de método deductivo

















Realizado por jose velaco



c.i 20.778.572









Maracaibo 28/04/11

Antes de iniciar unas breves pinceladas obre este método, es interesante resaltar una distinción importante entre deductivismo y deducción, lo mismo que podría establecerse entre inductivismo e inducción. La deducción, tanto si es axiomática como matemática, puede emplearse de manera que facilite el análisis estadísitco y el contraste. Sin embargo, el deductivismo implica que la estadística y el conocimiento empírico es tan transitorio que no vale la pena y que un primer análisis deductivo puede proporcionar una mejor comprensión de un determinado fenómeno

Las primeras consideraciones del método deductivo podrían remontarse a los trabajos de Descartes a comienzos del siglo XVII, en su afán de encontrar un método que proporcionara un mejor conocimiento de las diferentes esferas de actividad. Por consiguiente, los objetivos de Bacon y Descartes eran similares, sin embargo, la forma de conseguirlos era diametralmente opuesta. Descartes utilizaba la deducción y las matemáticas como punto referencial, mientras que Bacon le prestaba muy poca atención a estos instrumentos.

Centrándonos en el deductivismo, se trata de un procedimiento que consiste en desarrollar una teoría empezando por formular sus puntos de partida o hipótesis básicas y deduciendo luego sus consecuencia con la ayuda de las subyacentes teorías formales. Sus partidarios señalan que toda explicación verdaderamente científica tendrá la misma estructura lógica, estará basada en una ley universal, junto a ésta, aparecen una serie de condicionantes iniciales o premisas, de las cuales se deducen las afirmaciones sobre el fenómeno que se quiere explicar.

El argumento deductivo se contrapone al método inductivo, en el sentido de que se sigue un procedimiento de razonamiento inverso. En el método deductivo, se suele decir que se pasa de lo general a lo particular, de forma que partiendo de unos enunciados de carácter universal y utilizando instrumentos científicos, se infieren enunciados particulares, pudiendo ser axiomático-deductivo, cuando las premisas de partida están constituidas por axiomas, es decir, proposiciones no demostrables, o hipotéticos-deductivo, si las premisas de partida son hipótesis contrastables.

Las leyes universales vendrán dadas por proposiciones del tipo “en todos los casos en los que se da el fenómeno A, se da también el fenómeno B. Estas leyes tendrán un carácter determinista cuando se refieran a fenómenos >”B” individuales y carácter estocástico cuando hagan mención a clases de fenómenos “B” que se den con una cierta probabilidad.

La actuación seguida por el investigador sería la siguiente:

1. Planteamiento del conjunto axiomático de partida. El criterio que debe seguirse en esta etapa debe ser el de la sencillez. Los supuestos deben incorporar sólo las características más importantes de los fenómenos, debiendo ser eliminadas las irrelevantes. Debe existir coherencia entre los postulados, sin que haya contradicción entre unos y otros.

2. Proceso de deducción lógica, partiendo siempre de los postulados iniciales, es decir, de la etapa anterior.

3. Enunciado de leyes de carácter general, a los que se llegará partiendo del conjunto axiomático y a través del proceso de deducción.

Del procedimiento lógico se infiere que las explicaciones y predicciones siguen las mismas reglas de deducción, la única diferencia está en que la explicación se produce una vez que ha ocurrido el suceso, mientras que la predicción tienen un carácter apriorístico.

Para citar una causa determinada como explicación de un fenómeno concreto, hemos de someterlo a una ley universal. En el caso de la predicción, partimos de una ley universal y de un conjunto de premisas deduciendo de ellos proposiciones acerca del fenómeno desconocido.

La idea de la existencia de un paralelismo entre la naturaleza de las explicaciones y de las predicciones ha sido denominada “tesis de la simetría”. Este concepto ha suscitado numerosas críticas. Se argumenta que la predicción no tiene por qué implicar explicación, e incluso que la explicación no tiene por qué implicar predicción alguna. Esta conclusión nos parece razonable, en cuanto que para predecir el valor futuro de una variable basándonos en sus valores históricos no es necesario explicar la naturaleza de la misma, basta con aplicar los métodos estadísticos apropiados. Igualmente, para explicar la naturaleza de la variable no es necesario extrapolar valores futuros. A estos efectos comenta Blaug (1985, pág. 22): “Mientras para la predicción es suficiente con que exista correlación entre dos variables, par la explicación es necesario saber acerca de la naturaleza de las variables y de algo que determine cuál es la variable causa y cuál la variable efecto”.

Por último, finalizaremos la descripción del método deductivo afirmando que, dada la dificultad para contrastar empíricamente las hipótesis básicas, se da cada vez un mayor grado de abstracción de las teorías construidas a partir de este procedimiento, lo que conlleva la construcción de modelos como representación simplificada de la realidad, con el consiguiente riesgo de separación entre modelo y realidad. Sin embargo, es preciso señalar, como apunta Pheby (1988, pág. 14), que existe una clara separación entre deductivismo y los procedimientos de deducción que habitualmente se emplean en economía. La deducción, sea axiomática o matemática, puede ser empleada para facilitar los análisis estadísticos y test de hipótesis, en cambio el deductivismo postula que el conocimiento estadístico y empírico es transitorio, un primer análisis deductivo puede proporcionar mejor comprensión de los fenómenos.

















Energía y la contaminación del aire

Energía fósil

- Posibles soluciones al problema del combustible

Mundial











Se entiende por contaminación atmosférica a la presencia en la atmósfera de sustancias en una cantidad que implique molestias o riesgo para la salud de las personas y de los demás seres vivos, bienes de cualquier naturaleza,1 así como que puedan atacar a distintos materiales, reducir la visibilidad o producir olores desagradables. El nombre de la contaminación atmosférica se aplica por lo general a las alteraciones que tienen efectos perniciosos en los seres vivos y los elementos materiales, y no a otras alteraciones inocuas. Los principales mecanismos de contaminación atmosférica son los procesos industriales que implican combustión, tanto en industrias como en automóviles y calefacciones residenciales, que generan dióxido y monóxido de carbono, óxidos de nitrógeno y azufre, entre otros contaminantes. Igualmente, algunas industrias emiten gases nocivos en sus procesos productivos, como cloro o hidrocarburos que no han realizado combustión completa.

La contaminación atmosférica puede tener carácter local, cuando los efectos ligados al foco se sufren en las inmediaciones del mismo, o planetario, cuando por las características del contaminante, se ve afectado el equilibrio del planeta y zonas alejadas a las que contienen los focos emisores.

Desde los años 1960, se ha demostrado que los clorofluorocarbonos (CFC, también llamados "freones") tienen efectos potencialmente negativos: contribuyen de manera muy importante a la destrucción de la capa de ozono en la estratosfera, así como a incrementar el efecto invernadero. El protocolo de Montreal puso fin a la producción de la gran mayoría de estos productos.

• Utilizados en los sistemas de refrigeración y de climatización por su fuerte poder conductor, son liberados a la atmósfera en el momento de la destrucción de los aparatos viejos.

• Utilizados como propelente en los aerosoles, una parte se libera en cada utilización. Los aerosoles utilizan de ahora en adelante otros gases sustitutivos, como el CO2.

Monóxido de carbono

Es uno de los productos de la combustión incompleta. Es peligroso para las personas y los animales, puesto que se fija en la hemoglobina de la sangre, impidiendo el transporte de oxígeno en el organismo. Además, es inodoro, y a la hora de sentir un ligero dolor de cabeza ya es demasiado tarde. Se diluye muy fácilmente en el aire ambiental, pero en un medio cerrado, su concentración lo hace muy tóxico, incluso mortal. Cada año, aparecen varios casos de intoxicación mortal, a causa de aparatos de combustión puestos en funcionamiento en una habitación mal ventilada.

Los motores de combustión interna de los automóviles emiten monóxido de carbono a la atmósfera por lo que en las áreas muy urbanizadas tiende a haber una concentración excesiva de este gas hasta llegar a concentraciones de 50-100 ppm,2 tasas que son peligrosas para la salud de las personas.

Dióxido de carbono

La concentración de CO2 en la atmósfera está aumentando de forma constante debido al uso de carburantes fósiles como fuente de energía2 y es teóricamente posible demostrar que este hecho es el causante de producir un incremento de la temperatura de la Tierra - efecto invernadero-2 La amplitud con que este efecto puede cambiar el clima mundial depende de los datos empleados en un modelo teórico, de manera que hay modelos que predicen cambios rápidos y desastrosos del clima y otros que señalan efectos climáticos limitados.2 La reducción de las emisiones de CO2 a la atmósfera permitiría que el ciclo total del carbono alcanzara el equilibrio a través de los grandes sumideros de carbono como son el océano profundo y los sedimentos.

Monóxido de nitrógeno

También llamado óxido de nitrógeno (II) es un gas incoloro y poco soluble en agua que se produce por la quema de combustibles fósiles en el transporte y la industria. Se oxida muy rápidamente convirtiéndose en dióxido de nitrógeno, NO2, y posteriormente en ácido nítrico, HNO3, produciendo así lluvia ácida.

Dióxido de azufre

La principal fuente de emisión de dióxido de azufre a la atmósfera es la combustión del carbón que contiene azufre. El SO2 resultante de la combustión del azufre se oxida y forma ácido sulfúrico, H2SO4 un componente de la llamada lluvia ácida que es nocivo para las plantas, provocando manchas allí donde las gotitas del ácido han contactado con las hojas.2

SO2 + H2O = H2SO4

La lluvia ácida se forma cuando la humedad en el aire se combina con el óxido de nitrógeno o el dióxido de azufre emitido por fábricas, centrales eléctricas y automotores que queman carbón o aceite. Esta combinación química de gases con el vapor de agua forma el ácido sulfúrico y los ácidos nítricos, sustancias que caen en el suelo en forma de precipitación o lluvia ácida. Los contaminantes que pueden formar la lluvia ácida pueden recorrer grandes distancias, y los vientos los trasladan miles de kilómetros antes de precipitarse con el rocío, la llovizna, o lluvia, el granizo, la nieve o la niebla normales del lugar, que se vuelven ácidos al combinarse con dichos gases residuales.

El SO2 también ataca a los materiales de construcción que suelen estar formados por minerales carbonatados, como la piedra caliza o el mármol, formando sustancias solubles en el agua y afectando a la integridad y la vida de los edificios o esculturas.

Metano

El metano, CH4, es un gas que se forma cuando la materia orgánica se descompone en condiciones en que hay escasez de oxígeno; esto es lo que ocurre en las ciénagas, en los pantanos y en los arrozales de los países húmedos tropicales. También se produce en los procesos de la digestión y defecación de los animales herbívoros.

El metano es un gas de efecto invernadero que contribuye al calentamiento global del planeta Tierra ya que aumenta la capacidad de retención del calor por la atmósfera.

Ozono

El ozono O3 es un constituyente natural de la atmósfera, pero cuando su concentración es superior a la normal se considera como un gas contaminante.

Su concentración a nivel del mar, puede oscilar alrededor de 0,01 mg kg-1. Cuando la contaminación debida a los gases de escape de los automóviles es elevada y la radiación solar es intensa, el nivel de ozono aumenta y puede llegar hasta 0,1 kg-1.

Las plantas pueden ser afecta y garganta, así como sequedad de las mucosas de las vías respiratorias superiores4

. El hombre también resulta afectado por el ozono a concentraciones entre 0,05 y 0,1 mg kg-1, causándole irritación de las fosas nasales

Que son lo combustibles

Combustible es cualquier material capaz de liberar energía cuando se oxida de forma violenta con desprendimiento de calor. Supone la liberación de una energía de su forma potencial (energía química) a una forma utilizable sea directamente energía térmica) o energía mecánica (motores térmicos) dejando como residuo calor (energía térmica). En general se trata de sustancias susceptibles de quemarse, pero hay excepciones que se explican a continuación.

Hay varios tipos de combustibles:

• Entre los combustibles sólidos se incluyen el carbón, la madera y la turba. El carbón se quema en calderas para calentar agua que puede vaporizarse para mover máquinas a vapor o directamente para producir calor utilizable en usos térmicos (calefacción). La turba y la madera se utilizan principalmente para la calefacción doméstica e industrial, aunque la turba se ha utilizado para la generación de energía y las locomotoras que utilizaban madera como combustible eran comunes en el pasado.

• Entre los combustibles fluidos, se encuentran los líquidos como el gasóleo, el queroseno o la gasolina (o nafta) y los gaseosos, como el gas natural o los gases licuados de petróleo (GLP), representados por el propano y el butano. Las gasolinas, gasóleos y hasta los gases, se utilizan para motores de combustión interna.

En los cuerpos de los animales, el combustible principal está constituido por carbohidratos, lípidos, proteínas, que proporcionan energía para el movimiento de los músculos, el crecimiento y los procesos de renovación y regeneración celular, mediante una combustión lenta, dejando también, como residuo, energía térmica, que sirve para mantener el cuerpo a la temperatura adecuada para que funcionen los procesos vitales.

Se llaman también combustibles a las sustancias empleadas para producir la reacción nuclear en el proceso de fisión, aunque este proceso no es propiamente una combustión.

Tampoco es propiamente un combustible el hidrógeno, cuando se utiliza para proporcionar energía (y en grandes cantidades) en el proceso de fusión nuclear, en el que se funden atómicamente dos átomos de hidrógeno para convertirse en uno de helio, con gran liberación de energía. Este medio de obtener energía no ha sido dominado todavía por el hombre (más que en su forma más violenta, la bomba nuclear de hidrógeno, conocida como Bomba H) pero en el universo es común puesto que es la fuente de energía de las estrellas.











Dos tercios de las reservas petroleras comprobadas en el mundo están situadas en el Golfo Pérsico; esos países, liderados por Arabia Saudí, proveen alrededor de un cuarto del suministro actual de petróleo. Este flujo podría interrumpirse en cualquier momento por muchas razones: el terrorismo, la guerra, los disturbios internos, cortes deliberados, etc. Algo similar puede ocurrir en Rusia (el segundo exportador), Venezuela (el quinto) y Nigeria (el octavo).



Con intención de resolver este problema, se han planteado diversas soluciones. Una de ellas es la imposición de un impuesto al petróleo para los próximos 10 años. Junto con estándares más estrictos de eficiencia de combustibles, el aumento en los precios de la gasolina empujaría a las empresas de automóviles y a los conductores renuentes a abandonar los vehículos actuales que tragan tanto combustible.



Una opción es introducir el impuesto gradualmente y de forma paralela a los estándares de combustible más severos y, quizá atenuarlo si los precios del petróleo globales suben agudamente.



Los gobiernos necesitan promover un mercado para la eficiencia de combustible. El sector de fabricantes de coches esta evolucionando para tratar de sacar al mercado motores de menor consumo, tanto por su ahorro económico como por una incidencia medioambiental menos contaminante.



Para mostrar al mundo los automóviles de “nueva generación” y para intercambiar ideas, se ha celebrado la Challenge Bibendum 2006, del 8 al 12 de junio en París. En este rally organizado por Michelín, han participado coches que significan alternativas a la cultura del petróleo, representando a fabricantes de conocidas marcas, universidades y empresas privadas.



Las estrellas de la carrera han sido los coches eléctricos que con la novedad de las baterías de litio ( como las de los móviles) son capaces de alcanzar en velocidad y autonomía a los coches que utilizan combustibles fósiles. Como ejemplo tenemos al Zooop, triplaza de diseño futurista.



No menos importantes son los coches que se mueven con hidrógeno, también mediante mecanismo eléctrico, por los que se apuesta como tecnología para el futuro, y los híbridos que ya encontramos en el mercado, a los que se sumarán más modelos y marcas.



No obstante, los futuros motores eléctricos sólo suponen una alternativa sostenible a los combustibles fósiles si se garantiza que la energía eléctrica necesaria para ellos se producirá con fuentes renovables y sin producir CO2 u otros gases de efecto invernadero.



En ese sentido, el Consejo Americano de Eficiencia Energética y Económica acaba de poner en marcha un programa de subvenciones para los conductores de Nueva York que se inclinen por un vehículo de estas características o con motor diesel de bajo consumo, con ayudas que oscilan entre los 200 y 2.500 euros. Y a nivel mundial se darán ventajas fiscales y de reducción de impuestos a los productores para que desarrollen combustibles “limpios”.



En conclusión, la puesta a punto de vehículos menos agresivos con el medio ambiente ha sido acelerada por el endurecimiento de las normativas para reducir las emisiones de CO2 y gases contaminantes provocados por el transporte por carretera y por las subvenciones ofrecidas para desarrollar este tipo de tecnología. Los fabricantes de automóviles se han puesto en marcha y empiezan a ofrecer al cliente coches más eficientes y ecológicos.



Los datos más destacados del quinto Observatorio trimestral del petróleo (año 2009) son:



De seguir con el actual consumo de petróleo y otros combustibles fósiles, en 2028 se habrá sobrepasado el nivel de emisiones de CO2 en la atmósfera que evitaría al Planeta pasar el umbral de los 2ºC de aumento de temperatura. Este es el objetivo más allá del cual se entraría en cambios climáticos potencialmente peligrosos para el equilibrio de los ecosistemas.



Si no se toman medidas para reducir la demanda de petróleo, con la tendencia actual de consumo, el planeta está abocado a un posible aumento de la temperatura de entre 4 y 4,9ºC para finales de este siglo.



Las emisiones mundiales debidas a la demanda de petróleo de este trimestre han decrecido en un 4% respecto al mismo período del año pasado.



España ha reducido en un 5% sus emisiones relacionadas con el consumo de combustibles derivados del petróleo y gas natural respecto al mismo trimestre del año pasado.



- Las emisiones debidas a la movilidad por carretera (turismos, furgonetas y camiones) han decrecido en un 4,2% respecto al trimestre del año pasado.





No solo los desechos aceleran el calentamiento global sino que la contaminación el la atmosfera produce lluvias acidas debido a los desechos que constantemente se desechan al agua , a la tierra y al cielo



- Posibles soluciones a los problemas de combustibles

- El etanol es un compuesto químico obtenido a partir de la fermentación de los azúcares que puede utilizarse como combustible, bien solo, o bien mezclado en cantidades variadas con gasolina, y su uso se ha extendido principalmente para reemplazar el consumo de derivados del petróleo.

El combustible resultante de la mezcla de etanol y gasolina se conoce como gasohol o alconafta. Dos mezclas comunes son E10 y E85, con contenidos de etanol del 10% y 85%, respectivamente.

El etanol también se utiliza cada vez más como añadido para oxigenar la gasolina estándar, reemplazando al éter metil tert-butílico (MTBE). Este último es responsable de una considerable contaminación del suelo y del agua subterránea. También puede utilizarse como combustible en las celdas de combustible.

Para la producción de etanol en el mundo se utiliza mayormente como fuente biomasa. Este etanol es denominado, por su origen, bioetanol.

El etanol es una fuente de combustible que arde formando dióxido de carbono y agua, como la gasolina sin plomo convencional. Para cumplir la normativa de emisiones se requiere la adición de oxigeno para reducir emisiones del monóxido de carbono. El aditivo metil tert-butil éter actualmente se está eliminando debido a la contaminación del agua subterránea, por lo tanto el etanol se convierte en un atractivo aditivo alternativo. Como aditivo de la gasolina, el etanol al ser más volátil, se lleva consigo gasolina, lanzando así más compuestos orgánicos volátiles (VOCs Volátil Organic Compounds).

Considerando el potencial del etanol para reducir la contaminación, es igualmente importante considerar el potencial de contaminación del medio ambiente que provenga de la fabricación del etanol. En 2002, la supervisión de las plantas del etanol reveló que lanzaron VOCs en una tasa mucho más alta que la que se había divulgado anteriormente. Se producen VOCs cuando el puré fermentado de maíz se seca para venderlo como suplemento para la alimentación del ganado. Se pueden unir a las plantas oxidantes termales u oxidantes catalíticos para consumir los gases peligrosos.

Pila de combustible





Pila de hidrógeno. La celda en sí es la estructura cúbica del centro de la imagen.

Una pila de combustible, también llamada célula o celda de combustible es un dispositivo electroquímico de conversión de energía similar a una batería, pero se diferencia de esta última en que está diseñada para permitir el reabastecimiento continuo de los reactivos consumidos; es decir, produce electricidad de una fuente externa de combustible y de oxígeno en contraposición a la capacidad limitada de almacenamiento de energía que posee una batería. Además, los electrodos en una batería reaccionan y cambian según cómo esté de cargada o descargada; en cambio, en una celda de combustible los electrodos son catalíticos y relativamente estables.

Los reactivos típicos utilizados en una celda de combustible son hidrógeno en el lado del ánodo y oxígeno en el lado del cátodo (si se trata de una celda de hidrógeno). Por otra parte las baterías convencionales consumen reactivos sólidos y, una vez que se han agotado, deben ser eliminadas o recargadas con electricidad. Generalmente, los reactivos "fluyen hacia dentro" y los productos de la reacción "fluyen hacia fuera". La operación a largo plazo virtualmente continua es factible mientras se mantengan estos flujos.

El fabricante de automóviles japonés Honda, la única firma que ha obtenido la homologación para comercializar su vehículo impulsado por este sistema, el FCX Clarity, en Japón y Estados Unidos, ha desarrollado también la Home Energy Station, (HES), un sistema autónomo y doméstico que permite obtener hidrógeno a partir de energía solar para repostar vehículos de pila de combustible y aprovechar el proceso para generar electricidad y agua caliente para el hogar.







El Hidrógeno en Las Celdas De Combustible

¿Las celdas de combustible de hidrógeno propulsarán nuestros autos y resolverán nuestros apuros por el combustible fósil?



Examinamos los hechos detrás de la moda de la fuente de energía que ayudó a llevar al hombre a la Luna y puede, según muchos, enviar al motor de combustión interna al depósito de chatarra de la historia.



Escrito por Kim Reynolds, Frank Markus, Steven Cole Smith & Arthur St. Antoine

Fotografía por Todd Reublin & the author

Motor Trend en Espanol, August 2004

Probablemente han escuchado en las noticias: “Imagine un auto que funciona con una fuente inagotable de combustible barato que no emite más que agua potable por el escape. Cómo los vehículos con celdas de combustible de hidrógeno revolucionarán el mundo; más información a las 11”.



Claro que la promesa de las celdas de combustible es noticia. No es de sorprender que se hayan convertido en el Santo Grial del siglo XXI. Sus entusiastas —incluyendo a presidentes, candidatos a presidentes, fabricantes de automóviles, ambientalistas y muchos ciudadanos comunes y corrientes— hablan con optimismo de los beneficios de poner estos dispositivos en nuestros automóviles;muchos de los cuales se utilizan para proporcionar electricidad en la mayoría de las naves de la NASA. No hay emisiones que contaminen nuestro aire, no habrá dependencia en el petróleo de otros países, es una fuente de energía inagotable que terminará con nuestros abundantes retiros de la limitada cuenta bancaria de combustibles fósiles no renovables de nuestro planeta como el petróleo, el carbón y el gas natural. Dicen que en 20 años estaremos paseando felizmente en vehículos económicos, amigables y no tóxicos, y que los únicos que tendrán quejas son los jeques petroleros y, tal vez, los productores de agua embotellada.





Combustible a base de yuca

Innovadores venezolanos pretenden construir una planta piloto para la obtención de biocombustible a partir de un subproducto de la yuca, algo que promueven en busca de financiamiento estatal.



Con premios regionales, nacionales e internacionales ha sido galardonado el proyecto Yaretanol: el petróleo verde, una iniciativa de investigadores oriundos del estado Carabobo quienes descubrieron que a partir del Yare, líquido que se extrae de la yuca magra al ser comprimida para la elaboración del casabe, es posible obtener etanol.

Yaretanol es un combustible ecológico, no fósil, renovable, proveniente de un pasivo ambiental, que no sacrifica alimentos, con una alta demanda, que puede ser producido al 50% del precio del mercado que tiene el etanol.

En el centro de Venezuela, donde hace más de 25 años la comunidad elabora casabe como medio de subsistencia, se pretende construir la planta piloto de este proyecto. Allí se aprovecharán los 150 mil litros de yare que se pierden diariamente, con el objetivo de conseguir alrededor de 15 mil litros de etanol al día.

El Yaretanol no sólo es útil como combustible, sino que sirve para la industria química en la elaboración de lacas, plásticos, anhídrido carbónico, biopolímeros, pinturas hidrosolubles, pegamentos, pesticidas, biocida, abono orgánico y la última prueba arrojó gas metano. Además tiene cabida dentro del sector farmacéutico, especialmente en aquellos productos utilizados para la desinfección y limpieza de hospitales y centros clínicos.

Se aprovecharán todos los productos derivados de la yuca magra, “de la concha se pueden obtener alimentos para animales, de la pulpa se produce harina de yuca -utilizada para hacer casabe- mientras que de la parte líquida se genera agua, etanol y almidón”



Pero ahora aparece un proyecto con un novedoso intento por volver a legitimar a los biocombustibles. En este caso se basarían en algas. No es tan novedoso el utilizar algas, ya lo habíamos visto por aquí hace dos años, pero lo que sí es llamativo es que planean cultivar esas algas en terrenos desérticos, y luego convertirlas en gasolina.

La que ha propuesto la idea es una empresa californiana: Sapphire Energy. hoy el diario Los Angeles Times y la revista Forbes han dado a conocer el proyecto.

Según dijo Jason Pyle, presidente de la empresa, el “crudo verde” puede entrar en producción dentro de tres años. Dijo también que es neutro en cuanto al carbono atmosférico, ya que las algas cultivadas absorben dióxido de carbono de la atmósfera, tanto como el que luego despedirían los automóbiles al quemar el combustible.

Por este lado, sería una ganancia, ya que no sería tan malo como los combustibles a base de petróleo que no es renovable y es altamente contaminante.

Otra cosa buena con este biocombustible, es que no perjudica a otros cultivos, o sea que no necesita de terrenos agrícolas. Las algas se cultivarían en pleno desierto, en zonas áridas, y encima se regarían con agua no potable, o sea salada.

Según Pyle el nuevo combustible contiene tanta energía, litro por litro, como la gasolina con un octanaje de 91. La nafta super suele tener 92-95 de octanaje, y la común 85. Así que sería una buena gasolina.



Sería, ciertamente, una ventaja contra el combustible a base de petróleo, y también contra los otros biocombustibles, pero no se le puede dar el mote de ecológico, ya que es un tipo de combustible contaminante. Ya que los gases emitidos por el caño de escape de un automóvil no son sólo dióxido de carbono, sino ozono y óxido de nitrógeno.

Habrá que ver si mejoran estos aspectos, y también de cuanta superficie van a necesitar, porque también podría significar un daño ecológico si de pronto todas las zonas desérticas se volviesen verdes, el clima cambiaría en esas regiones. Es una buena noticia, pero hay que tomarla con cautela.







Efectos nocivos para la salud

Muchos estudios han demostrado enlaces entre la contaminación y los efectos para la salud. Los aumentos en la contaminación del aire se han ligado a quebranto en la función pulmonar y aumentos en los ataques cardíacos. Niveles altos de contaminación atmosférica según el Índice de Calidad del Aire de la Agencia de Protección Ambiental de los Estados Unidos (EPA, por sus siglas en inglés) perjudican directamente a personas que padecen asma y otros tipos de enfermedad pulmonar o cardíaca. La calidad general del aire ha mejorado en los últimos 20 años pero las zonas urbanas son aún motivo de preocupación. Los ancianos y los niños son especialmente vulnerables a los efectos de la contaminación del aire.

El nivel de riesgo depende de varios factores:

• La cantidad de contaminación en el aire,

• La cantidad de aire que respiramos en un momento dado,

• La salud general.

Otras maneras menos directas en que las personas están expuestas a los contaminantes del aire son:

• El consumo de productos alimenticios contaminados con sustancias tóxicas del aire que se han depositado donde crecen,

• Consumo de agua contaminada con sustancias del aire,

Índice de Calidad del Aire

El Índice de Calidad del Aire (AQI, por sus siglas en inglés) es una herramienta usada por la EPA y otras agencias para proveerle al público información oportuna y fácil de comprender sobre la calidad del aire local. También indica si los niveles de polución son perjudiciales a la salud. El AQI informa al público si la condición del aire debe preocuparle por su salud. El AQI se enfoca en los efectos de salud que pueden pasar dentro unas horas o días después de respirar el aire.

Dispositivos de control

Los siguientes instrumentos son utilizados comúnmente como dispositivos de control de contaminación en la industria o en vehículos. Pueden transformar contaminantes o eliminarlos de una corriente de salida antes de ser emitidos a la atmósfera.

• Precipitadores electrostáticos, y filtros de aire

• Carbón activado

• Condensadores

• Convertidores catalíticos

• Recirculación de gases de escape

• Desulfuración de gas de flujo y otros gas scrubbers

• Columnas incineradoras

Gestión ambiental del componente aire

Establecimiento de una red de monitoreo ambiental

La gestión ambiental en el componente aire parte por realizar un modelamiento atmosférico del sector de estudio. Para ello se establecen estaciones de monitoreo de la calidad del Aire ubicando estaciones con representatividad poblacional EMRP, estas debe estar ubicadas dentro de un área urbana mínima de 2 km de díametro para que sea representativa. La red de monitoreo debe estar mínimamente sustentada por un equipo tripartito de Aseguramiento de la Calidad, una unidad de Control de Calidad y una unidad de distribución de la información.

El Aseguramiento de la Calidad tiene por misión soportar la unidad de monitoreo con recursos, la unidad de Control tiene por misión la trazabilidad, la calibración y el cruzamiento de resultados entre sus equipos y otros de referencia. Se debe detectar los corrimientos del valor cero, la saturación de los monitores, fuentes de emisión imprevistas no-comunes y focalizadas, cortes de energía eléctrica y aquellos valores escapados que induzcan a un mal pronóstico de Emergencia Ambiental.

La unidad informativa tiene por misión dar disponibilidad y análisis de la información confeccionando modelos informativos de contaminación del componente aire.

Modelamiento atmosférico-climático y confección de un modelo de contaminación atmosférico

Para seleccionar las locaciones más apropiadas con los objetivos propuestos del monitoreo, es necesario manejar información que incluya, entre otros factores:

• Ubicación de fuentes emisoras en coordenadas geográficas denotadas en un sistema SIG.

• Variabilidad geográfica o distribución espacial de las concentraciones del contaminante, ciclos horarios del contaminante, transporte, procesos formativos del contaminante.

• Condiciones meteorológicas y climáticas, régimen de vientos, modelamiento climático y atmosférico, pluviometría, temperaturas diarias, estacionales y/o con influencia de fenómenos climáticos, radiación solar, humedad relativa, topografía.

• Densidad de la población y a la ubicación, extensión y composición de los recursos que se desea preservar. Adicionalmente biotopos a preservar, catastro de la fauna y flora exótica y endémica.

• Inventario de las fuentes de emisión fijas y móviles.

• Identificación de zonas latentes y saturadas

• Quemas de pastizales autorizadas o ilegales.

Estos puntos conducen a establecer modelos de contaminación atmosféricos y evaluación de la calidad del aire.



Monitoreo de la calidad del aire

El objetivo del monitoreo de la Calidad del Aire es determinar los niveles de concentración de contaminantes atmosféricos a los que está expuesta la población y/o el biotopo y el medio ambiente físico. Estos objetivos son:

• Entregar información sobre el estado de la calidad del aire al sistema de información público.

• Cumplir con resoluciones y normativas sobre medición impuestas por la autoridad ambiental.

• Verificar el cumplimiento de estándares de calidad de aire nacionales e internacionales.

• Determinar la concentración de contaminantes del aire de la región y sus asentamientos.

• Detectar el transporte de contaminantes de largo alcance o plumas de dispersión.

• Determinar las tendencias estadísticas de acumulación de contaminantes en la atmósfera.

• Desarrollar políticas, programas de control y acciones para el mejoramiento de la calidad del aire.

• Desarrollar herramientas de gestión de la contaminación atmosférica (modelamiento, sistemas de información geográfica SIG de distribución de la contaminación y exposición sobre asentamientos humanos.

• Determinar la necesidad del control de la contaminación en los niveles actuales y futuros de calidad del aire.

• Verificar la efectividad de las medidas de control.

• Validar los resultados de los inventarios de emisiones (catastro de fuentes emisoras) y modelos predictivos de la calidad del aire.

Puede ocurrir que al tener un conjunto de datos sobre el monitoreo de la calidad del aire se encuentren valores de superación del umbral de la norma, esta excedencia de la norma no necesariamente implica incumplimiento de esta.

[editar] Monitoreo de la emisión de contaminantes

Las industrias emisoras de contaminantes deben ser controladas por la autoridad ambiental chequeando mediante una metodología adecuada la emisión de contaminiantes fijos o móviles, determinar su impacto geográfico y polacional, en función de la características del área geográfica, régimen de vientos, modelamiento de las trayectorias de masas de aire, temperatura, influencia de quemas agrícolas anexadas o emisiones evapotarivas de aerosoles o gases.

Normativas

Establecimiento de normas de emisión y valores umbrales permisibles que permitan dar protección del biotopo humano y medio natural mediante estudios fundamentados de variables históricas. El establecimiento de las normativas también busca sus fundamentos en los estudios de toxicología de la OMS.

Europa

La Directiva 2001/81/ CE, del Parlamento Europeo y del Consejo, de 23 de octubre de 2001, sobre techos nacionales de emisión de determinados contaminantes atmosféricos, tiene como objeto limitar las emisiones de contaminantes para reforzar la protección del medio ambiente y de la salud humana y avanzar hacia el objetivo de no superar los niveles críticos de contaminantes y de proteger de forma eficaz a toda la población frente a los riesgos para la salud que se derivan de la contaminación atmosférica mediante la fijación de techos nacionales de emisión.

El programa Aire puro para Europa es una estrategia temática coherente de lucha contra la contaminación atmosférica y sus efectos. Este programa ha sido elaborado por el Sexto programa de Acción en Materia de Medio Ambiente recientemente aprobada por la Comisión (COM (2001) 31 de 24.01.2001). Esta estrategia consiste en evaluar la aplicación de las directivas relativas a la calidad del aire y la eficacia de los programas sobre calidad del aire en los Estados miembros. Además pretende mejorar el control de la calidad del aire y la divulgación de la información al público mediante la utilización de indicadores. Finalmente se establecerán prioridades para la adopción de nuevas medidas, examinando y actualizando los umbrales de calidad del aire y los límites máximos nacionales de emisión.l.

Recoge múltiples y variados objetivos con el fin de mejorar la calidad de vida de las poblaciones de Europa. Prevenir las enfermedades y proteger el medio que nos rodean serán algunos de los objetivos prioritarios que se desarrollarán a lo largo de la estrategia planteada. Sin embargo debemos también mencionar algunos objetivos más específicos que mejoraran la labor de análisis técnico, para mejorar así la política sobre la calidad del aire.

España

En particular, para el caso de España los techos (la cantidad máxima de una sustancia expresada en kilotoneladas que puede emitir un Estado miembro en un año civil), para el año 2010 son los siguientes:

Techo 2010 (en Gg):

• NOx: 847

• COV: 662

• SOX: 746

• NH3: 353

Como medida para instar al cumplimiento de los techos, la directiva obliga a los Estados miembros a elaborar unos programas nacionales de reducción progresiva de las emisiones. España ha elaborado mediante Acuerdo de Consejo de Ministros de 7 de diciembre el II Programa Nacional de Reducción de Emisiones (Resolución de 14 de enero de 2008, de la Secretaría General para la Prevención de la Contaminación y el Cambio Climático . BOE nº 25, 29.01.08).



• Ley 34/2007 , de 15 de noviembre, de calidad del aire y protección de la atmósfera. ORDEN MAM/1444/2006, de 9 de mayo.

Establece las bases en materia de prevención, vigilancia y reducción de la contaminación atmosférica con el fin de evitar y cuando esto no sea posible, aminorar los daños que de ésta puedan derivarse para las personas, el medio ambiente y demás bienes de cualquier naturaleza.

El objetivo general de dicha ley es desarrollar una política estratégica integrada a largo plazo para proteger la salud humana y el medio ambiente de los efectos de la contaminación atmosférica. De acuerdo con el tratado, esta política tendrá por objetivo garantizar un elevado nivel de protección del medio ambiente sobre la base del principio de cautela, tomando los mejores datos científicos y técnicos disponibles y las ventajas y cargas que puedan resultar de la acción o de la falta de acción

• La ley26/2007, de 23 de octubre, de Responsabilidad Medioambiental incorpora a nuestro ordenamiento jurídico un régimen administrativo de responsabilidad ambiental de carácter objetivo e ilimitado basado en los principios de prevención y de que «quien contamina paga5

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada